Horno Solar

          Parábola colectora de radiación solar calórica (principalmente Infrarroja) que concentra los rayos solares recibidos en 1m2 de superficie en una zona de no más de 10cm de diámetro (foco). Está formada por un conjunto de más de 1000 pequeños espejos de aprox. 1 cm2 cada uno. Esto produce en el foco temperaturas altísimas que en pocos segundos queman la madera, carbonizándola casi al instante.

 

         Este es el principio de las cocinas solares, muy usadas en el norte argentino, especialmente en la zona de la puna. Esta parábola puede hervir 1 litro de agua en 7 minutos, en un día de sol pleno. Una fuente de energía limpia y prácticamente inagotable ¡!!

          Si desea ponerla en funcionamiento, el requisito fundamental es que haya sol en un cielo despejado. Si se dan estas condiciones, entonces intente colocar la parábola apuntando al sol, valiéndose de la larga manivela (Gira horizontal y verticalmente). En la parte superior de la parábola tiene un pequeño tubo que permite apuntar mejor al sol. También puede usar la sombra de la parábola en el suelo para apuntar correctamente al sol.

 

         A los pocos segundos notará que el trozo de madera colocado en el foco comenzará a quemarse. Una vez observado el fenómeno mueva la parábola de tal modo que deje de apuntar al sol.

         Tenga en cuenta que la mayor parte de la radiación calórica que quema la madera, es infrarroja y por lo tanto Invisible ¡!! . La luz brillante que Ud. observa sobre la madera es la llamada Luz “blanca”  o luz “visible” que prácticamente no contribuye al calentamiento de la madera.

Precaución: Si bien la parábola está a una altura segura, evite colocarse delante de ella. Si utiliza sus anteojos de sol puede observar con más nitidez y sin deslumbramiento el fenómeno.

Horno Solar - Parque Intihuatana
00:00 / 00:00